Ven conmigo

14 abril, 2009

Este poema lo escribi hace unos meses, como "regalo" para una amiga que en esos dias sufria la marcha de la persona que ella creyo su complemento. 

 

Ven conmigo a comer de esta fruta alucinógena,

Ven conmigo y prueba que la vida es un camote,

o un juego de azar donde el único que se divierte es el amor;

 

Olvida que ayer lloraste, por el, por este, por aquellos,

deja atrás a las bocas que después de besar secaste,

deja la cama que ayer fue refugio de esa batalla descarnada,

que produce el volverse uno solo.

 

Ven conmigo e intenta,

intenta mandar al diablo sus canciones,

el olor de su penetrante sexo,

cada letra de su nombre,

cada lagrima de su ignorancia por dejarte,

cada gesto de su gratitud perdida,

cada palmo de sus ufanas caricias,

y cada litro de tus lagrimas recolectadas

 

Ven conmigo y prueba,

Come de esta fruta alucinógena y tremendamente estupida, mal llamada esperanza.

Rivero

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: